Lo permitido y prohibido de las redes sociales para vender

ORLANDO TIMES NEWS

LUIS CONES.-

Todos sabemos la importancia que tienen las redes sociales hoy día para llegarle a clientes potenciales.

Pero, ¿las estás utilizando de manera correcta?

¿Crees que solo se trata de tener un buen diseñador gráfico, un banco de frases motivacionales y un community manager que realice las publicaciones?

Pues no, el verdadero secreto cuando quieres convertir tus redes en canales de ventas está en el contenido.

Lo que pretendes vender tiene que resolver un problema específico para una tribu específica.

Una tribu desde la perspectiva del marketing actual, es una nueva forma de segmentar a los clientes potenciales, sin acudir a la segmentación tradicional (edades, género, religión). Desde un punto de vista práctico, no es más que un grupo de personas que se unen porque tienen un propósito común, independientemente de su nacionalidad, edad o clase social.

En las redes sociales, no valen las copias baratas, ni hacer lo que hacen los demás. Toca crear tu propia historia y enmarcarla dentro una estrategia flexible que se adapte a tu dinámica diaria.

Entiendo la frustración que causa no saber qué publicar o peor aún, no tener tiempo para hacerlo. Por esta razón, te dejo a continuación lo que he denominado “Lo permitido en las redes sociales”:

  1. Grábate mientras trabajas. Una forma genial de obtener contenido valioso es dándole “rec” a tu teléfono, tableta o cámara mientras estás en acción. Graba reuniones con clientes, presentaciones y encuentros con tu equipo. Eso sí, tan importante como el video es el audio. Así que, acostúmbrate a andar con un micrófono permanentemente.
  1. Contrata a productor audiovisual. El trabajo de edición de ese material es el más tedioso. Así que invierte en alguien que pueda generar piezas de contenido largas, medianas y cortas para las distintas redes sociales.
  1. Planifica tu contenido. Una vez tengas las piezas audiovisuales organiza el material, selecciona días de publicación y utiliza herramientas de “copywriting” para que los textos sean el complemento perfecto de tu imagen.
  1. Automatiza las publicaciones. Las mayorías de las plataformas sociales permiten programar las publicaciones. Sácale provecho a esas herramientas. También puede ser de gran utilidad tener un “Comunnity Manager” que se encargue solo de la publicación en las redes.
  1. Revisa las estadísticas. No hay forma de saber si lo que estás haciendo tiene impacto en la gente, sino revisas a detalle las estadísticas.

La implementación de estos tips, te permitirán generar contenido sin necesidad de alterar tus actividades cotidianas.

De la misma manera, tienes que evitar algunos aspectos para poder multiplicar las ventas.

Es muy importante que no conviertas tu cuenta en un catálogo de ventas. A nadie le gusta que le vendan. Crea un lugar de aprendizaje, entretenimiento o información. 

Así que, toma en consideración lo que para mí es “Lo prohibido en las redes sociales”: 

  1. No busques seguidores, busca clientes. De nada sirve tener millones de seguidores si no te compran nada.
  1. Los post tienen que publicitar tus productos. No ensucies tu feed, toda la publicidad se hace con dark post a través de los Ads.
  1. Mi contenido es para todo público. Busca una tribu que necesite resolver un problema con tus productos.
  1. Existen horarios de publicación mejores que otros. Si tu contenido es bueno será visto, compartido e interactuado a la hora que sea. Recuerda que algoritmos de visualización ya no son cronológicos, sino por relevancia. 
  1. No es necesario contestar los comentarios. Tan importante como lo que publicas, es la interacción con tu audiencia. 

No hay fórmula mágica, pero la disciplina siempre supera al talento. Así que si tomas en cuenta todo esto, venderás como nunca.

Si deseas ampliar esta información, te espero en mi página web LuisCones.com